Edurne, Nacho y Asier siguen arriba. Esta vez han madrugado un poco más y pronto hemos contactado. Han pasado algo de frío pero han dormido bien.
El plan a seguir hoy es el siguiente: Pasang, Mingma y Nacho subirían al campo 3 mientras que Edurne, Asier, Ngati y Jambu pasearán por los alrededores; Ferrán, en cambio, afónico y debilitado, ha bajado al campo base.


A lo largo de la mañana hemos estado en frecuente contacto por radio, a medida que cada grupo comunicaba sus incidencias. Sin apenas novedades, a la hora de comer ya todos habían cumplido sus cometidos. Efectivamente, Nacho nos contaba que la subida al 3 estaba más fácil de lo que parecía y que habían preparados las “cunas” para las dos tiendas que habrán de ser emplazadas allí y que han dejado en depósito, correctamente afirmadas y balizadas.

Ferrán ha llegado al campo base sin novedad. Nos ha confirmado que una enorme avalancha procedente del Nuptse, que nosotros sólo hemos podido oir, se ha llevado por delante la escalera de cuatro tramos de la “ice fall”. Está algo cansado y sin voz, cierto, pero en mejor forma de lo que esperaba. Ha tomado una taza de su adorado “milkytea”, una ducha caliente, ropa de abrigo y, después, le he echado un ojo. Efectivamente, subió con una traqueítis y ahora se le ha agudizado y completado con una laringitis, muy común en estas cotas. Pero no tiene, ni ha tenido, fiebre. De hecho, me asegura que arriba se ha encontrado fuerte. Le he puesto un tratamiento: reposo, antiinflamatorios, líquidos calientes azucarados y caramelos que estimulen la salivación.
Edurne y Asier sonaban animados en el campo 2; sin embargo, ella está un poco cabreada porque su saturación de oxígeno es 65%. No me lo creo, no le doy ninguna importancia. Ayer estaba en 85% y su pulso, hoy, es aún de 56 lpm. Y se encontraba perfecta y de buen humor…, hasta el momento de la medición. O el aparato está falto de pilas, o algo han hecho mal, o está en plena digestión, o me están engañando…, Todo puede ser. Asier ha dado buenos números y Nacho también, de vuelta en el 2, pese al esfuerzo realizado.Eso sí, Jambu sigue con su tos y Ngati también sigue con una baja saturación (65%).

Mañana nos reuniremos todos en el “base” y será hora de medir parámetros y analizar la situación, con el parte meteorológico en la manga, para tomar decisiones estratégicas. Ya adelanto que yo no descarto sugerir que bajemos a cotas más bajas, para intentar ganar en saturación de O2 y en comodidad. Ya veremos!
 

Por Pablo Díaz-Munio
Doctor de la Expedición Desafío 14+1